Aceite de krill. ¿Conoces sus beneficios?

Conociendo el aceite de krill

El aceite de krill procede de un pequeño crustáceo parecido al camarón. Su habitat natural se encuentra en los mares de la Antártida, la costa oeste de la isla de Vancouver, Rusia, Ucrania y Japón. Desde el S.XIX, en sus paises de origen así como en Corea del Sur y Taiwan es una importante fuente de alimento.

El consumo regular de aceite de krill aporta un gran número de beneficios para nuestro bienestar ayudando a:

  • Fortalecer el sistema inmunológico, la salud de la piel y las articulaciones, disminuir la inflamación, y luchar contra los signos del envejecimiento.
  • Favorecer la salud vascular
  • Controlar el colesterol
  • Regular los niveles de azúcar en sangre
  • Mejorar la función del sistema nervioso, la concentración, la memoria y el aprendizaje.

El aceite de pescado tradicional es rico en omega3 pero con un bajo contenido de antioxidantes. El aceite de krill sin embargo combina los antioxidantes con los omega-3. Contiene de manera natural un antioxidante llamado astaxantina, el pigmento rojo que da al krill y otros crustáceos su típico color rojizo, importantísimo para combatir el estrés oxidativo y que aporta diversos beneficios para la piel, la vista, y la salud celular.

Un potente antioxidante

El aceite de krill es rico en astaxantina, un antioxidante carotenoide, que inhibe la oxidación y puede neutralizar el efecto oxidante de los radicales libres.

Como ya comentábamos, existen muchos alimentos que contienen antioxidantes, un suplemento nutricional muy valioso en la ayuda para optimizar tu salud, neutralizar los radicales libres, retardar los signos del envejecimiento.

El aceite de krill también sirve para reducir el dolor de las articulaciones y aumentar la flexibilidad, lo que permite llevar un estilo de vida más activo y saludable.

El aceite de krill es una sustancia natural que contiene numerosos nutrientes beneficiosos para tu salud. Existen pocos productos que presenten una densidad mayor de ácidos grasos omega-3, omega-6 y omega-9 (el famoso ácido oleico), antioxidantes naturales, vitaminas A y E y varias clases de flavonoides.

Omega 3 complemento alimenticio a base de aceite de krill y el bienestar general

El aceite de krill es rico en ácidos grasos poliinsaturados omega 3 EPA (ácido eicosapentaenoico) y DHA (ácido docosahexaenoico), que son componentes estructurales del cerebro humano, la corteza cerebral, la piel, y la retina.

El consumo de ácidos grasos omega-3 EPA y DHA puede reducir el riesgo de enfermedades coronarias, reduciendo los niveles altos de colesterol y triglicéridos. Los ácidos grasos omega-3 en el aceite de krill son absorbidas muy facilmente por las células del cuerpo.

También es un gran aliado para las personas con problemas de colesterol. Consumir regularmente aceite de krill consigue rápidas mejorías.

Al contrario que otros aceites de pescado, el aceite de krill no deja regusto a pescado ni produce molestos reflujos.

Consigue tu Omega 3 complemento alimenticio a base de aceite de krill

COMPARTE BIENESTAR

Rafa TabernerAceite de krill. ¿Conoces sus beneficios?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *